27.5 C
Argentina
InicioDeportesEl carisma de Borja y la sorpresa de Solari: dos refuerzos que...

El carisma de Borja y la sorpresa de Solari: dos refuerzos que llegaron a River para despertar esperanza

A Miguel Borja le sucedió lo que a muy pocos en la historia de River: se ganó la primera ovación aún sin jugar un minuto. Y es que el Monumental explotó cuando el colombiano se sacó la pechera ante el llamado de Marcelo Gallardo. Y Pablo César Solari en los pocos minutos que estuvo en cancha demostró de qué está hecho: la primera que recibió se le fue por abajo de la suela y se perdió en el lateral. Luego, la pidió a todas, encaró y regaló un par de pases que por nada no terminaron en asistencias de gol. Conclusión: los debuts de los últimos dos refuerzos generaron ilusión en los hinchas del elenco de Núñez.

A Solari no le pesó la camiseta de River. Al menos en su primera participación. Es posible que su experiencia en Colo Colo, uno de los colosos de Chile, le facilite la adaptación. El nacido hace 21 años en Arizona, San Luis, se ganó los aplausos en un par de corridas por el sector derecho. Metió, además, tres centros peligrosos al punto de penal que por poco no terminaron en gol. Sorprendió su físico, tanto la estatura como masa muscular, la determinación para ir para adelante y la soltura para intentar jugadas lujosas, como tirar un caño o un taco. Los mejores minutos de River fueron cuando ingresó junto a Esequiel Barco y el equipo mutó del 4-1-4-1 al 4-3-3. Una posibilidad es que juegue desde el inicio el domingo en Mar del Plata contra Aldosivi.

A Borja tal vez le aplaudieron los goles que están por venir. Tiene presencia el colombiano y se notó en pocos segundos. Se lo evidenció lejos del ritmo ideal; también le falta rodaje para estar más fino en los toques. Pero es un típico delantero de área que se mete entre los centrales y que no se mueve demasiado de ahí. La sensación es que más temprano que tarde se encontrará con el gol porque el River modelo 2022 necesita de un tanque de área: será el finalizador del incesante juego por banda. Y posee algo que no se compra en ningún sitio: carisma. Por eso se arrodilló largos segundos para rezar antes de ingresar y hasta se animó a levantar a los hinchas en los instantes finales.

Pablo Solari dejó una muy buena sensación en el debut. Foto: Rafael Mario Quinteros

“El respaldo de los aficionados es muy importante, da confianza. El apoyo de ellos siempre va a estar ahí y eso motiva”, soltó Borja tras la victoria contra Gimnasia. Y siguió: “Me sentí bien, estoy agradecido con Dios con la oportunidad de venir acá. Muy lindo el escenario, me lo imaginaba así porque es una de las hinchadas más fieles del país”.

Tanto Gallardo como los hinchas se tendrán que acostumbrar a Borja: en el ciclo del Muñeco nunca se jugó con un 9 tan marcado. El que más puede parecerse es Lucas Alario, aunque el Pipa tenía más movilidad. El desafío será que el colombiano se compromete a la hora de recuperar, aspecto en el que Julián Álvarez era descomunal.

“Acá es muy intenso todo, es un fútbol dinámico a comparación del que se vive en Colombia. De a poco nos vamos acomodando con los compañeros”, avisó el colombiano de 29 años. Y cerró: “Marcelo Gallardo fue lo que más me motivó a venir, se necesita un entrenador como él. Con Palavecino me fui entendiendo, a Juanfer y a Armani los conozco de antes”.

Pasaron los presentaciones de Miguel Borja y de Pablo Solari y el saldo tiene color de esperanza. En Mar del Plata, contra Aldosivi, se irá la segunda. 

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

MAS NOTICIAS
NOTICIAS RELACIONADAS